top of page

Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Foto del escritorZector 51

Partes de la mariquita


Las mariquitas, también conocidas como catarinas, pertenecen al grupo de los coccinélidos y existen más de 6 mil especies.


Son insectos coleópteros, comúnmente conocidos como escarabajos, y son característicos por tener un rígido cuerpo redondeado y alas bajo él.

Las mariquitas son identificables por ser de un encendido color rojo con puntos negros, pero esto no es la regla.


Élitros

Los élitros son alas que se modificaron en una cobertura muy dura. Estos élitros protegen a las alas. Cuando vuelan estas estructuras se levantan para dejar expuestas a las alas. Esta es la parte de la mariquita donde se presenta la llamativa coloración.

No todas las mariquitas tienen el mismo número de manchas, tampoco de coloración ni de patrón. Esto depende completamente de la especie. Hay algunas que tienen sietes puntos, otras tres. Algunas pueden tener líneas longitudinales, y otras carecer de marcas o patrones. Si bien estos puntos no tienen un nombre en particular, podemos referirnos a ellos como puntos de elítricos.

En cuanto al color, las más conocidas son las rojas pero puede haber también amarillas o naranjas. La realidad es que la mayoría son de color negro, café oscuro o grises. Los colores vivos tienen la función de alertar a sus depredadores de peligro.

Algunas especies pueden ser venenosas para insectos pequeños, pero son inofensivas para el humano. Los puntos y patrones aumentan el contraste de colores, haciéndolas más llamativas. A estos colores de alarma se les llama coloración aposemática. Por lo general son muy brillantes y algunas pueden tener pequeños pelillos.


Alas

Las alas principales se alojan debajo de los élitros y estas sí son funcionales. Son más grandes que los élitros y pueden plegarse para que quepan bien bajo las cubiertas. Algunas especies las tienen reducidas, pero son muy pocos casos dentro de las mariquitas.


Abdomen

La siguiente parte del cuerpo de las mariquitas es el abdomen, que se encuentra cubierto por los élitros y por las alas. Aquí se encuentra el sistema digestivo, reproductor, respiratorio, circulatorio y excretor. Mide de 0,8 a 18 milímetros de largo.

De aquí se desprenden sus apéndices locomotores. Esta parte de una mariquita es elíptica y en forma de domo convexo en la zona dorsal. En la zona abdominal, sin embargo, es plana. Está segmentado en 10 partes, a las que se les llama esternón. Los segmentos 9 y 10 están modificados en genitales femeninos con ovopositores o masculinos con edeago, que es la estructura copuladora.

Internamente, el sistema reproductor de las hembras tiene:

  • Un par de ovarios

  • Dos oviductos laterales

  • Un oviducto medio

  • Una parte vaginal

  • Una bursa copulatoria

  • Una espermateca

El sistema reproductor de los machos tiene:

  • Testículos polifoliculares

  • Dos conductos deferentes

  • Un ducto eyaculatorio

Tórax

La siguiente parte del cuerpo de las mariquitas es el tórax. Se trata de la región que hace de unión entre la cabeza y el abdomen. Ahora bien. ¿cómo tiene cubierto el cuerpo la mariquita? La respuesta es que el cuerpo de la mariquita tiene forma de T y la mayor parte de él está cubierto por los élitros.


Cabeza

La cabeza aloja a los órganos sensoriales necesarios para captar la información del exterior, y para procesarla dentro del cerebro. Está formada por:

  • Epicráneo

  • Genae

  • Frente

  • Clípeo

Todas estas regiones están fusionadas y la cabeza tiene un esqueleto interno llamado tentorio, que está formado por brazos tensoriales que son proyecciones filiformes.

Aquí también está la boca con mandíbula formada por dientes incisivos y proyecciones molares que les sirve para su dieta depredadora. Algunos se alimentan de áfidos, ácaros, larvas, cochinillas y pulgas. Estos son animales carnívoros. Algunas especies son usadas para control biológico, evitando así el uso de pesticidas y utilizándolas para que ellas disminuyan las comunidades de otros insectos que son plaga.

Hay otras mariquitas que son grandes problemas para la agricultura porque se alimentan de plantas, arrasando con cultivos y sembradíos. Estos tienen mandíbulas sumamente adaptadas a este tipo de alimentación fitófaga.

Otros son micófagos y se alimentan de hongos. Como en los casos anteriores, el número de dientes varía y está adaptado a este tipo de particular alimentación.

333 visualizaciones0 comentarios
bottom of page