top of page

Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Foto del escritorZector 51

El macabro caso de la Bruja de Bell; el fantasma que buscaba venganza en Estados Unidos


Bien dicen que la realidad supera a la ficción, y es que muchas veces, las historias de posesiones o fantasmas de los cuales se tienen registro, suelen ponerle el pelo de punta a más de uno. Tal como, la que es quizás, el episodio paranormal más famoso de todos, el caso de la bruja de Bell.


Esta ha sido descrita como la historia más escalofriante del siglo XIX en Estados Unidos y el resto del mundo gracias a su misterioso desenlace, por el pánico y terror que infundió, y claro, por ser representada en el cine hace unos años.


La familia Bell

La familia Bell, encabezada por el padre John y la madre Lucy, junto a sus cuatro hijos varones y su única hija, Elizabeth; eran una familia normal de un pequeño pueblo de Tennessee en Estados Unidos. Una familia tradicional, normal como cualquier otra; trabajadores, sanos, amables y muy unidos, así eran descritos por sus vecinos y gente más cercana.


Dueños de una granja medianamente exitosa y negocios alrededor de Clarksville; vivían tranquilamente como cualquier otra familia sureña del siglo XVIII, religiosamente y día a día.


El inicio de la maldición

Parecía que nada había de especial en los Bell para convertirlos en blanco de uno de los ataques más terroríficos proveniente del más allá; sin embargo, en 1817, la pesadilla se hizo realidad cuando comenzaron a sufrir una de las peores posesiones de las que se tenga memoria.


Todo comenzó cuando la pequeña Elizabeth Bell notó que una de las patas de su cama fue roída fuertemente por lo que pensaban era una gran rata; y aunque buscaron por todos lados al roedor, presuntamente responsable, nunca lograron verlo. Fue ahí que supieron que algo, o alguien, estaba tratando de atacarlos.


A los pocos días, el ente se manifestó a través de sonidos como de un bebé llorando o sillas rechinando, pero también moviendo los muebles de su casa; golpes y jalones de cabello por parte de un ser invisible.


John; el objetivo principal

John trató de hacerse cargo de estos ataques para proteger a su familia, pero era difícil luchar contra algo desconocido y máxime, invisible; hasta que los pobladores de la ciudad lanzaron su teoría: se trataba del espíritu de Kate Batts, mujer condenada a la hoguera por brujería.


Víctima de un duro señalamiento, decidió, sin aparente motivo, atacar a John Bell y su familia como represalia a lo sufrido durante su vida. Desde entonces, el fantasma fue conocido como ‘La Bruja Bell’.


En un hecho sin precedentes y para sorpresa de todos, el espíritu comenzó a hablar y aseguró que John Bell era su enemigo y lo odiaba como a ningún otro; prometiendo que lo seguiría acosando y asegurando que sus días en la Tierra estaban contados.


El desenlace

Tal y como lo había prometido, tres años después de que empezaron los sucesos paranormales en la casa de la familia Bell, John entró en un largo estado de coma que tan solo unos años después le quitó la vida bajo circunstancias que nunca fueron explicadas. Las historias más macabras cuentan que en el funeral se escuchó al fantasma reír y cantar de felicidad por haber logrado su cometido; sin embargo, una vez hecho, la actividad paranormal desapareció lenta y paulatinamente.


En un arrebato de locura, el espíritu de la bruja de Bell se apareció mediante una gran bola de humo para anunciar que desaparecería por siete años y así la familia podría vivir en paz. Para 1828 regresó ‘juguetona’, pero unas semanas después volvió a irse para regresar 107 años después.


En 1935, un hombre llamado Charles, descendiente directo de los Bell no reportó ningún suceso extraño. La bruja desapareció sin rastro y para siempre, dejando misterio e incertidumbre.

270 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page