Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Zector 51

Animales que no se desplazan


La locomoción animal no está presente en todos los animales, aunque pueda parecer que un organismo tiene que moverse para ser clasificado como tal.


Existen animales que han desarrollado estrategias de protección, alimentación y reproducción para no tener que movilizarse.


¿Por qué hay animales que no se desplazan?

Existen animales que no necesitan desplazarse porque su medio les provee todo lo que necesitan sin que tengan que moverse. Estos animales son de hábitos acuáticos y marinos porque este medio permite el transporte de su alimento y gametos, donde se ayudan de las corrientes marinas para que sus necesidades estén cubiertas.

Algunas de las características generales de los animales que no se desplazan a la hora son:

  • Su alimentación es por filtración y su fecundación es de tipo externa, donde los gametos son liberados por las gónadas femeninas y masculinas para que se encuentren en el medio acuoso, y que el óvulo sea fertilizado. Descubre más sobre la Fecundación externa: qué es y animales en este otro post.

  • Tienen estructuras como discopedios: con las que se sujetan al sustrato fuertemente. Estas estructuras pueden ser rocas, barcos, corales, muelles o directamente en el sustrato marino, como puede ser arena o lodo.

  • Su tasa metabólica es muy baja y pueden sobrevivir con poco alimento.

  • Son los primeros animales que existieron: lo que explica que no estén tan desarrollado como otros animales que sí pueden desplazarse. A pesar de esto, no dejan de tener sorprendentes adaptaciones y de ser eficientes en su medio.

Esponjas de mar (Phylum Porifera)

Viven principalmente en ambientes marinos, aunque hay algunas pocas especies de agua dulce, y habitan siempre sujetas a rocas o corales. Pueden tener una gran variedad de formas, desde tubulares, en forma de vaso, globulares, o compuestas por túbulos. Pueden ser suaves o duras.

Sobre estas formas tienen una estructura básica, que consta de células especializadas pero que no forman órganos. Se alimentan mediante un sistema de canales donde el agua circula por poros superficiales. Estos canales tienen cámaras con células especiales que captan el alimento, que es principalmente plancton.


Balanos (Balanus spp.)

Son crustáceos envueltos en una concha cónica compuesta por placas y con un orificio en la superficie del que salen apéndices que crean corrientes en el agua para obtener alimento en forma de plancton. Es muy común verlos sujetos a barcos o muelles, asociados a estructuras que están en la costa y a poca profundidad. También pueden aferrarse a conchas de moluscos.


Pólipos de medusas (clase Scyphozoa)

La inmovilidad de los animales puede ocurrir solamente durante una etapa. Ejemplo de esto son las medusas, que tienen un ciclo de vida alternante. La etapa más joven de las medusas son las larvas, que son llamadas larvas plantónicas. Estas se fijan como pólipos y se sujetan al sustrato. A partir de estos pólipos se crearán más medusas, proceso llamado estrobilación. Las medusas son la etapa reproductora de estos animales.


Anémonas de mar (orden Actinaria)

Este orden pertenece también a los cnidarios, a los que pertenecen las medusas, por lo que tienen un ciclo de vida similar. La diferencia radica en que carecen de fase de medusa. Se mantienen como pólipos sujetos al sustrato. Pueden tener una gran variedad de formas como flores o plumeros. Normalmente tienen varias prolongaciones en forma de tentáculos.

Algunas de sus características más comunes son:

  • Tienen estructuras llamadas nematocistos: células urticantes que les son muy útiles al ser sésiles y que utilizan como defensa ante amenazas y para obtener su alimento.

  • Suelen hacer simbiosis con algas: consumiendo los productos que ellas producen.

  • Son principalmente animales sésiles, pero pueden mover muy lento sus tentáculos y su cuerpo.

  • Tienen fibras contráctiles: son análogas a los músculos, con las que puede contraer su cuerpo para mantener un nivel hidrostático. Se sostienen al sustrato con su discopedio.

Corales (clase Anthozoa e Hidrozoa)

Similar a los otros cnidarios, están compuestos por varios pólipos que forman una colonia. Pueden crecer hasta formar grandes arrecifes, de los que dependen cientos de especies. Están compuestos en gran medida por algas zooxantelas simbiontes, que asisten para completar su alimentación mediante la fotosíntesis, además de la captura mediante los nematocistos de los pólipos.

Las algas proveen el color a los corales y, cuando se habla de blanqueamiento en corales, significa que están muriendo por pérdida de estas algas. Entre las causas del blanqueamiento está el cambio climático y la acidificación de las aguas marinas.


Plumas de mar (Pennatulacea)

Son animales parientes de los corales. Tienen la forma de una pluma de ave, que se inserta en el sustrato, sea arena o barro, para sujetarse. Su cuerpo está formado por pólipos interconectados con un eje central. Son de vívidos colores y miden hasta 50 centímetros.


Gorgonias o abanicos de mar (orden Alcyonacea)

Tienen aspecto arbustivo o de abanico, sujetos a un eje central. Están formadas por muchas colonias de pólipos que capturan al zooplancton presente en las corrientes de agua. Pertenecen también a los cnidarios. Su esqueleto secreta la proteína gorgonina para dar un refuerzo, pues su estructura es plana y está vulnerable a doblarse.


Ascidias (clase Ascidacea)

Son animales cubiertos por una túnica. Se sujetan al sustrato marino con ayuda de su discopedio y pueden encontrarse agrupados en colonias o estar solitarias. En su etapa larval son móviles, pero cuando llega a su etapa adulta se sujetan al sustrato.

A pesar de que la mayoría de los organismos que hemos revisado son invertebrados, estos están más emparentados con los animales vertebrados, siendo muestra de la transición entre los animales marinos invertebrados con los vertebrados independientes del agua.

0 visualizaciones0 comentarios