Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Zector 51

¿Amor entre primos? Los riesgos de tener hijos con alguien de tu familia


Aunque parece una situación sacada de series como Game of Thrones o House of the Dragon, las relaciones sentimentales entre miembros de la misma familia es algo más común de lo que piensas.


Y es que, si bien es un tema considerado tabú para una gran parte de la población mundial hoy en día, el amor entre consanguíneos es tan viejo como la humanidad misma.

Pero ojo, según expertos en genética, enamorarte de tu primo o cualquier otro familiar puede desencadenar una serie de problemas para tu descendencia, por ello aquí te explicamos qué puede suceder si tienes una relación sentimental con alguien con quien compartes sangre.


Relaciones entre familiares

Para nadie es un secreto que en los primeros días de la humanidad, la cantidad de personas en el planeta era bastante limitada. Como resultado de ello, el matrimonio entre parientes cercanos era prácticamente necesario para que la raza humana sobreviviera de alguna u otra manera.


Según algunos expertos, a pesar de ser de la misma familia, los genes de los primeros seres humanos no se dañó. Sin embargo, una vez que la población mundial aumentó considerablemente, las relaciones entre consanguíneos alteró la genética provocando que los descendientes directos cargaran con riesgos de padecer anomalías o defectos al nacer.


Con el paso de los años, esta práctica se volvió tan mal vista, que incluso fue prohibida por la iglesia católica siguiendo lo establecido en la Biblia, donde se calificó como incesto las relaciones sexuales y matrimonio entre miembros de una misma familia, con el objetivo de evitar más alteraciones en el código genético humano.


A pesar de ello, esto no es cosa del pasado, y es que de acuerdo con la revista Demographic Research, se estima que el 10 por ciento de las familias en el mundo están formadas por personas que son primos segundos o más cercanos.


Esto se debe a que el matrimonio entre familiares es legal en la mayor parte de Europa, América y Australia, pero las estadísticas mundiales, los países del Medio Oriente, los del norte de África y el sur de Asia son los que más concentran esta práctica.


En México también te puedes casar con tu primo; sin embargo, solo puedes hacerlo por el civil, no por la iglesia.


¿Qué puede pasar si te casas con tu primo?

Si bien en lo social las consecuencias son algunas como la crítica y el rechazo de tu familia, tener una relación con un consanguíneo puede conllevar algunos problemas si deciden ser padres.


Según Wendy Chung, genetista de la Universidad de Columbia en Nueva York, los hijos de un matrimonio entre primos tiene entre un seis y ocho por ciento más riesgo de que tengan un problema genético. Algunas de las condiciones que pueden heredar son Síndrome de Down, paladar hendido y labio leporino o hasta enanismo.


Pero algunos expertos aseguran que el riesgo está sobredimensionado, por lo que este tipo de relaciones continúan siendo parte de la sociedad actual.

129 visualizaciones0 comentarios