David Garrett hizo llorar con su violín en el Coliseo Yucatán

November 2, 2018

 

Una noche de magia se vivió ayer miércoles 31 e n Coliseo Yucatán, al presentarse el violinista alemán David Garrett con su EXPLOSIVE Live! Tour, donde cerca de 3 mil asistentes pudieron disfrutar las 24 canciones de música clásica en combinación de otros géneros musicales como el rock.

 

Comenzó el tan esperado concierto con la canción Dangerous, mientras el aclamado músico atravesaba el ruedo vip hasta llegar al escenario. David Garrett saludo con mucha emoción al público tanto en inglés como en español.

 

Los ahí presentes, en especial las mujeres, no se limitaron a decirle que lo amaban y gritar de la euforia.

 

La segunda canción en interpretar fue “Viva la vida”, canción original de la agrupación británica Coldplay, esta canción fue el parteaguas para que la noche se llenara de un aura de gozo, alegría y admiración. Le siguieron canciones como Let it go de la película Frozen, Kashmir de Led Zeppelin y Gosthbusters de la película homónima.

 

“El violinista del diablo”, comentó que considera que los músicos deben experimentar y fue por eso que pudo darse cuenta de lo maravilloso que es tocar música clásica con otro género.

 

Acto seguido tocó algunos fragmentos de música clásica como la 5ta sinfonía de Beethoven, la Toccata and Fungue de J.S. Bach, para dar pie al Vals de las flores de Tchaikovsky. Al terminar tocó las canciones Furious y Bitter sweet Symphony, esta última de The Verve.

 

El primer momento emotivo fue cuando el músico comentó que siempre le preguntan ¿Cuál es la canción que más le gusta interpretar? Él contestó: realmente todas, pero que la que tiene un significado especial es la de Midnight waltz, ya que es la melodía favorita de su madre, ahí presente y a quien se la dedicó. Las melodías siguientes fueron Adventure island, Explosive (proveniente de nuevo albúm), los asistentes al salir se llevaron buen sabor de boca.

 

El segundo momento emotivo y en el cual se pudo apreciar a Garrett “entrar en sentimiento” fue con la composición de Pulple rain de Prince, quien mencionó que lamentablemente falleció demasiado pronto y que estaba seguro que si hubiera aprendido a tocar violín hubiera sido tan bueno como en la guitarra y el piano.

 

No pudo faltar El invierno de Vivaldi, El vuelo del aberrojo de Nikolai Rimsky- Korsakov, Fix you de Coldplay, Show must go on de Queen, Live and let die de Guns and Roses, Killing of the name of de Rage against the machine, Lose yourself de Eminem, entre otras.

 

Resaltó que él encuentra la inspiración imaginándome viendo a los espectadores desde el escenario disfrutando de la música y que de ahí saca la fuerza y la motivación haciendo las composiciones junto a sus músicos. También hubo un duelo entre violín y guitarra, en el que David declaró ganador: La buena música.

 

Para cerrar el violinista y sus equipo interpretaron Smooth criminal del Rey del pop, Michael Jackson. Al terminar la melodía, se despidieron con una reverencia y bajaron del escenario. No era de esperar que el público pidiera la clásica “otra” por lo que los músicos subieron de nuevo e interpretaron One moment in time, con la que David Garrett cerró con broche de oro al dejar salir unas lágrimas de emoción y algunas personas del público tampoco pudieron contener las suyas; esta fue la parte más emotiva de todo el magno concierto.

 

Cabe destacar que el alemán durante todo su repertorio manifestó estar agradecido con todos asistente. Además lució tan sencillo vestido casualmente al estilo rock bohemio mientras lucía sus tatuajes y sus dos violines, el clásico y el eléctrico.

 

 

Otra muestra de la humildad del músico que interpretó a Niccoló Pagganini en el filme El violinista del diablo, fue que en dos ocasiones bajó del escenario para estar más cerca de sus seguidores y también darle suficiente crédito a sus músicos. 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

RP CHICAGO EN MÉRIDA

May 12, 2017

1/2
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo