top of page

Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Foto del escritorZector 51

Tipos de tortugas marinas y sus características


Las tortugas marinas son unos de los animales más fascinantes que podemos encontrar en los océanos.


De hecho, forman parte de las historias populares y de la mitología de gran variedad de culturas. Hoy en día nos siguen pareciendo seres increíbles por su belleza, su elegancia en el agua y algunas de sus características más destacables, como su longevidad y su tranquilidad.

Para comenzar, hablaremos de las principales características de las tortugas marinas en general, sin entrar en características de las distintas especies.

  • Son reptiles que viven en los mares y océanos.

  • Prefieren las aguas tropicales y subtropicales.

  • Suelen estar en aguas poco profundas, aunque para encontrar alimento pueden bajar a gran profundidad.

  • Tienen esqueleto interno y esqueleto externo, muy pocos animales tienen esta característica.

  • La parte de abajo del caparazón de las tortugas marinas, es decir su vientre, tiene un nombre científico: plastrón.

  • Tienen párpados, algo poco habitual en animales marinos.

  • Tienen muy buen oído en el agua, pudiendo percibir hasta vibraciones muy pequeñas.

  • Las tortugas marinas no tienen dientes, pero sí potentes mandíbulas y, algunas de ellas, picos duros y puntiagudos. Algunas especies tienen el pico dentado, con una forma de sierra suave para desgarrar y cortar mejor el alimento.

  • También tienen un gran olfato bajo el agua y fuera de ella.

  • Las crías de las tortugas marinas nacen en la arena de las playas.

  • La incubación de los huevos puede durar entre 30 y 60 días según la especie. Aquí puedes conocer otro dato curioso: Cuántos huevos ponen las tortugas marinas.

  • Las crías de tortugas marinas salen de los huevos que las hembras han puesto en nidos enterrados y van directas hacia las olas para empezar a nadar y vivir en los mares y océanos.

  • Los huevos eclosionan en el mismo periodo de tiempo y salen a cientos rápidamente hacia el agua, pero muchas no llegan debido a los depredadores que están al acecho.

  • Las hembras son las únicas que volverán cada cierto tiempo a la playa en la que nacieron, o en esa zona, para formar su nido y desovar. Así, los machos ya no regresan a las playas.

  • Las tortugas madres nunca vuelven a las playas a comprobar los nidos ni a relacionarse con las crías una vez nacen.

  • Una forma de diferenciar a machos y hembras es observar las colas. Las hembras tienen una cola realmente corta, de hecho nunca supera a sus aletas traseras. En cambio, la cola de los machos es más larga y si supera sus aletas traseras.

  • Hay tortugas marinas que son carnívoras, otras herbívoras y otras son omnívoras, o bien empiezan comiendo carnes de jóvenes y conforme crecen se alimentan de plantas marinas y algas.

  • Comen principalmente medusas y, desde ya hace años, por accidente ingieren plástico, sobre todo bolsas plásticas. El motivo es que las confunden con su alimento, principalmente con las medusas.

  • Otros de sus alimentos habituales son calamares, camarones, esponjas de mar, etcétera. Aquí te contamos más sobre Qué comen las tortugas marinas.

  • Sus principales depredadores son tiburones, cetáceos, concretamente ballenas con dientes, como orcas, ballenas belugas y cachalotes, peces grandes y los seres humanos. En cambio, sus huevos los depredan animales terrestres como distintas especies de aves, como gaviotas, los zorros en lugares como las costas de Australia y otros animales, como los mapaches en las costas de EE.UU.

Tortuga verde

La tortuga verde (Chelonia mydas) es una especie ampliamente distribuida en aguas costeras tropicales y subtropicales tanto continentales como insulares. Tiene el caparazón en forma oval: los adultos presentan en el dorso una coloración verde, grisácea o café y ventralmente son blancas. Tiene una uña visible en cada aleta y puede llegar a medir 1,6 metros de largo y pesar en promedio hasta 230 kilogramos. Generalmente, es una especie solitaria, nada activamente y, a veces, puede formar grupos de alimentación en las costas donde su dieta se basa en pastos marinos y algas.

Sus poblaciones migran una gran cantidad de kilómetros desde los sitios de alimentación hasta los sitios de anidación. Las playas donde anidan se encuentran en países como Costa Rica, Venezuela y Brasil dónde pueden desovar hasta cinco veces poniendo entre 85 y 145 huevos. Está catalogada como en peligro de extinción por la UICN (Unión internacional para la conservación de la naturaleza) y su explotación está prohibida en la mayoría de los países del mundo.


Tortuga laúd

La tortuga laúd o siete quillas (Dermochelys coriacea) es la única especie de la familia Dermochelidae y se distribuye en casi todos los océanos del mundo. Es la mayor de las tortugas marinas: puede llegar a medir 2,5 metros de largo y pesar en promedio 600 kilogramos. ¿Sabías que se han reportado casos de tortugas de 900 kilogramos?

Nada en aguas profundas y puede soportar temperaturas menores que las demás especies de tortugas. No tiene el típico caparazón formado por placas, sino que se encuentra cubierto por una piel oscura, gruesa y coriácea con abundantes manchas blancas.

Se alimentan principalmente de medusas y debido a que estas son transparentes, muchas veces las confunden con trozos de plásticos y llegan a asfixiarse o tener obstrucciones graves al ingerirlos. Por esta y otras razones, como el tráfico ilegal y la pesca accidental en redes, está catalogada como en peligro crítico según la UICN.


Tortuga laúd

La tortuga laúd o siete quillas (Dermochelys coriacea) es la única especie de la familia Dermochelidae y se distribuye en casi todos los océanos del mundo. Es la mayor de las tortugas marinas: puede llegar a medir 2,5 metros de largo y pesar en promedio 600 kilogramos. ¿Sabías que se han reportado casos de tortugas de 900 kilogramos?

Nada en aguas profundas y puede soportar temperaturas menores que las demás especies de tortugas. No tiene el típico caparazón formado por placas, sino que se encuentra cubierto por una piel oscura, gruesa y coriácea con abundantes manchas blancas.

Se alimentan principalmente de medusas y debido a que estas son transparentes, muchas veces las confunden con trozos de plásticos y llegan a asfixiarse o tener obstrucciones graves al ingerirlos. Por esta y otras razones, como el tráfico ilegal y la pesca accidental en redes, está catalogada como en peligro crítico según la UICN.


Tortuga boba o caguama

La tortuga boba, caguama o cabezona (Caretta caretta) es una especie que puede encontrarse en aguas costeras de los océanos Atlántico, Pacífico e Índico, e incluso en el mar Mediterráneo. Aquí puedes aprender más sobre las principales Tortugas del mar Mediterráneo.

Su caparazón grueso café-rojizo suele presentar abundantes epibiontes y, como su nombre común lo indica, tiene una cabeza relativamente grande. Los adultos suelen medir unos 90 cm de largo y pesan alrededor de los 135 kg, pero pueden llegar a medir 1,2 metros y pesar 180 kilogramos. Además, viven entre 40 y 70 años.

Se trata de una especie migratoria que tiene sus áreas de anidación mayormente en el Gran Caribe. Es una especie de tortuga marina omnívora y su dieta se basa en invertebrados bentónicos, peces, hasta insectos y algas. Al igual que la tortuga verde, está clasificada como especie en peligro de extinción por la UICN.


Tortuga olivácea

La tortuga golfina u olivácea (Lepidochelys olivacea), está distribuida en casi todos los océanos tropicales y subtropicales del mundo (excepto en el Atlántico norte) y sus poblaciones suelen encontrarse en las costas. Es la especie de tortuga marina más pequeña conocida: puede medir hasta 0,7 metros y su peso no sobrepasa los 50 kilogramos. Los adultos presentan una coloración dorsal olivácea oscura y suelen estar libres de epibiontes. Tienen hábitos gregarios y se alimentan de invertebrados y vegetación marina. Esta especie suele anidar de 2 a 3 veces por año y tiene una forma muy peculiar de hacerlo ya que consiste en salir en masa a una zona determinada de la costa llegando a reunir unos 100.000 individuos; dicha acción es conocida como “arribada”.

A diferencia de las especies anteriormente mencionadas, la tortuga olivácea está catalogada como vulnerable por la UICN.


Tortuga carey

La tortuga carey (Eretmochelys imbricata) se distribuye ampliamente en aguas tropicales de los océanos Atlántico, Pacífico e Índico. Suele encontrarse sola o formando pequeños grupos, y, al tratarse de una especie migratoria, puede ocupar una gran diversidad de hábitats desde el mar abierto, costas rocosas, arrecifes de corales, estuarios y manglares. Su principal alimento lo constituyen las esponjas marinas, pero también puede alimentarse de algas, anémonas y medusas. Su caparazón presenta colores llamativos y brillantes que varían desde el color café a tonos rojizos y amarillentos.

¿Te resulta familiar su nombre común? Esto no es casualidad, ya que estas tortugas han sido explotadas debido a que el material que conforma las placas de su caparazón es valioso y se utiliza en diversos complementos como anillos, pulseras y objetos decorativos (el famoso material carey). Esta junto a otras razones colocan a esta especie en peligro crítico de extinción según la UICN.


Tortuga plana

La tortuga plana (Natator depressus) es endémica de las aguas del norte de Australia (único lugar donde se reproduce) y, generalmente, se las puede observar en aguas someras de la plataforma continental y en arrecifes coralinos. No desarrolla grandes movimientos migratorios y su dieta se basa principalmente en invertebrados bentónicos, peces y, ocasionalmente, algas marinas. Los adultos presentan en el dorso una coloración gris-verdosa y su parte ventral es color crema. Los huevos de esta especie son menos numerosos que en otros casos, pero de mayor tamaño. Al igual que las otras especies de tortugas marinas, se encuentra amenazada.


Tortuga lora

La tortuga bastarda, cotorra o lora (Lepidochelys kempii) tiene su distribución restringida al océano Atlántico encontrándose desde Terranova hasta Venezuela, el Caribe y el Golfo de México. Puede hallarse en fondos arenosos de zonas costeras, donde abundan crustáceos, moluscos, medusas, erizos de mar y algas marinas. Junto con la tortuga olivácea es una de las tortugas marinas más pequeñas que existe: puede llegar a medir hasta 0,9 metros y pesar 45 kilogramos. Su caparazón es color gris verdoso y su parte ventral amarilla o color crema. Está considerada por la UICN, en peligro crítico de extinción.


Tortugas marinas en peligro de extinción y vulnerables

Es probable que ya hayas oído o leído que varias especies de tortugas marinas están en peligro de extinción. Así es desde hace años y cada vez se suman más especies. De hecho, las 7 especies de tortugas marinas que hay están en riesgo, pero en mayor o en menor grado. Como resumen, actualmente están catalogadas como:

  • Tortuga verde (Chelonia mydas): en peligro de extinción.

  • Tortuga laúd o baula (Dermochelys coriacea): en peligro crítico de extinción.

  • Tortuga boba o caguama (Caretta caretta): en peligro de extinción.

  • Tortuga golfina u olivácea (Lepidochelys olivacea): en estado vulnerable.

  • Tortuga carey (Eretmochelys imbricata): en peligro crítico de extinción.

  • Tortuga bastarda, cotorra o lora (Lepidochelys kempii): en peligro crítico de extinción.

Las principales causas de que se encuentren en esta situación de peligro, y algunas de ellas a un nivel ya muy preocupante, son el cambio climático, la contaminación marina y la destrucción de sus hábitats, así como la caza para usarlas de alimento y como trofeo, tanto vivas, como disecadas o por sus caparazones.

159 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page