• Zector 51

Mujeres emblemáticas en el Rock Latino que no mencionaron en ‘Rompan Todo’


Desde tiempos inmemorables, el rock ha servido como plataforma para que los jóvenes y no tanto, expresen libremente lo que sienten y piensan. Sin embargo, y aunque en los últimos años exista cierta equidad dentro de la industria musical, no podemos ignorar el hecho de que este género históricamente ha sido dominado por los hombres, dejando a las mujeres y sus aportaciones en muchas ocasiones fuera de la jugada.


En Latinoamérica esto no es la excepción, pues las figuras femeninas que han tomado una guitarra para darse a conocer ha quedado prácticamente en el olvido, contados son los casos en los que se reconoce la importancia que tienen para el género. Desde la década de los 50/60 que este ritmo contagioso llegó a nuestras vidas hasta la actualidad, miles de chicas han intentado armar sus propias bandas o se han lanzado como solistas con resultados diversos.


Las mujeres en el rock latino

Recientemente, Netflix estrenó en su plataforma el documental Rompan Todo: La historia del rock en América Latina. A partir de su lanzamiento obtuvo comentarios diversos, hubo a quien le encantó y otros que se quejaron porque inevitablemente faltaron artistas que marcaron el curso del género en nuestro continente. Y sí, estamos de acuerdo en que seis episodios no eran suficiente como para cubrir un tema tan rico.


Sin embargo, y aunque mencionaron a varias mujeres que estuvieron directamente involucradas en el desarrollo , desde sus inicios hasta esta época en Sopitas.com creímos que el espacio que le dieron dentro de esta producción a ellas no fue suficiente. Es por eso que acá armamos una lista con la que queremos recordar a más de 30 mujeres sin las cuales no podríamos entender el rock en Latinoamérica.


Y no, este no pretende ser un listado definitivo y tampoco tiene un orden en especifico, el chiste es darle el crédito que se merecen a todas esa voces femeninas.


Década de los 60

Angélica María (México)

Si tenemos que hablar de mujeres que pusieron las bases del rock and roll en México, no podemos olvidarnos de Angélica María. Inicio su carrera cuando trabajaba en la comedia musical Las fascinadoras, pero no fue hasta que conoció a Armando Manzanero que las cosas comenzaron a cambiar para ella, pues el maestro adaptó una versión al español de la canción “Edi Edi” que se convirtió en su primer gran éxito.


Para 1962 lanzó su primer disco, que incluía rolas como “Johnny, el enojón”, “Toco a tu puerta”, “Bésame” y “Dile adiós”. A partir de ese momento, se convirtió en una de las artistas juveniles mas importantes del momento junto a Enrique Guzmán, Alberto Vázquez y César Costa. Con el paso de los años siguió cosechando éxitos y estrenando álbumes a la par de su carrera como actriz, y aunque más tarde se le consideró como baladista, fue una de las primeras


Julissa (México)

Julissa fue una de las figuras femeninas que sí aparecieron en Rompan Todo; sin embargo, y para ser muy honestos, se quedaron un poquito cortos al hablar sobre ella. Comenzó su carrera a los 13 años con el grupo The Spitfires, siendo la única mujer de la era del rock en México en ser cantante junto a su hermano Luis de Llano, con quien ganó el segundo lugar en una competencia de la radio que los catapultó a la fama.


Como resultado de esto, firmó un contrato para grabar álbumes de rock desde 1961 hasta 1964, que fueron muy exitosos y aceptados por el público y que tenían muchas canciones traducidas al español. Entre sus hits destacan “Mi Rebeldito” (Oh Watussi), “Memo” (Billy) “La favorita del profesor”, “Nostalgia” (I’m sorry), “Frontera”. Años más tarde se convirtió en una productora de teatro muy respetada en México, trayendo al país producciones exitosas de Broadway como Jesucristo Superestrella, Vaselina, José el soñador, Reineta y más.


Mayita Campos (Chile/México)

Lejos de los reflectores pero con un montón de talento, hubo mujeres que también son fundamentales para entender el rock de este continente. Una de ellas es Mayita Campos, quien nació en Chile pero a a mediados de los 60 se asentó en México, y aunque ya tenía experiencia previa en su país natal donde grabó dos discos, llegó al entonces Distrito Federal para trabajar en la televisión con Manuel ‘El Loco’ Valdez.


Junto a su hermano, Kiko Campos, grabó un EP con covers de Bob Dylan y de Joan Báez en 1969. Por esa misma época también formó Sonido 5, un grupo vocal; sin embargo, a ella le interesaba el rock, es por eso que pasó a formar parte de Soul Force, la banda de Javier Bátiz, aunque fue rodando en otras agrupaciones como Los Shakes o Los Esclavos y años más tarde tocaría con Los Yaki en Avándaro, siendo junto a Baby Bátiz la única presencia femenina del festival.


Cuando llegó la prohibición de conciertos de rock en México a finales de 1971, Mayita Campos formó Lucifer y así como muchos, se presentó en los hoyos funkys y en circuitos universitarios. Con esta banda grabó un disco tres años después, pero lamentablemente no tuvo el éxito que esperaban, aunque adelante junto a la misma Baby Bátiz y Norma Valdez formó Las Loquettes, grabando un popurrí de covers de música tradicional mexicana en inglés.


Después de todo esto se metió a estudiar música y desapareció de la escena durante 10 años. Pero en 1993 colaboró con Javier Bátiz haciendo coros en el disco Si tú te acuerdas de mi y con su esposo Luis Enrique Sánchez, pasó a ser parte de Ginebra Blues Band, y con ésta produjo el disco Un mundo sin hambre de 1998. A la par de su trabajo, organiza el Encuentro de mujeres, así como festivales de jazz, blues y rock en el país.


Baby Bátiz (México)

Javier Bátiz no fue el único con talento en la familia, pues María Esther Medina Núñez –mejor conocida como Baby Bátiz– también fue importante para el desarrollo del rock en nuestro país. Inició participando en casi todos los discos de su hermano cantando y haciendo coros, en 1967 lanzó un sencillo junto a Mario Sanabria con el grupo Mari o Mary y un año después grabó con Los Winners el álbum Estas listo.


Ya en los años setenta, participa junto a Tequila en el Festival de Rock y Ruedas de Avándaro y graba con el grupo Mr. Loco un proyecto llamado Las Loquettes, con su comadre Norma Valdez y Mayita Campos (tres de las mujeres más importantes del rock en México). Continuó tocando con otras bandas como La Raza, pero fue requerida durante varias décadas por las compañías discográficas para hacerle coros a sus artistas más importantes.


Baby Bátiz continuó en la música, uno de sus últimos álbumes fue un disco en vivo que dio en el Monumento a la Revolución grabado en 2003 y en 2020 grabó un cover de “Stand By Me” de Ben E. King junto a Kenny y Los Eléctricos –de la que hablaremos más adelante–. Esta mujer es quizá la representante mas fiel del rock y blues mexicano, con una voz potente y llena de calidad, y dicen por ahí que tiene un récord de tocadas.


Denise Corales – (Chile)

Por supuesto que México no fue el único país de Latinoamérica que tuvo a mujeres haciendo rock. En Chile, muchas chicas comenzaron a participar activamente y entre ellas tenemos a Denise Corales, que en 1969 formó junto a su esposo Carlos formó la banda Aguaturbia, pioneros de la psicodelia de nuestro continente y que hicieron que los conversadores pegaran el grito en el cielo, aunque ella comenzó cantando como solista algunas rolas de pop y a go-go.


En 1970 lanzan su primer álbum homónimo, que escandalizo a todo el país por dos cosas en particular: la portada mostraba a los cuatro miembros desnudos, sentados en círculo y una expresión neutra en sus caras; algo similar a lo que hicieron John Lennon y Yoko Ono en Two Virgins. Además, incluyeron una rola llamada “Erótica”, una improvisación acompañada de gemidos de masturbación provocados por Denise.


Esta fue una excelente estrategia de marketing para atraer la atención de la gente, y unos meses después llegó su sucesor: Aguaturbia II, que generó un nuevo revuelo, quizás más grave que el anterior. Esta vez, por una fotografía en la que aparecía Denise Corales crucificada, es por eso que la banda fue censurada y en 1970 deciden mudarse a Estados Unidos, donde probaron suerte como Sun, aunque no les fue como esperaban.


Volvieron a Chile tres años más tarde para presentarse en el Festival de Viña del Mar y despedirse. Denise siguió junto a Carlos en distintos proyectos, pero en 1993 la banda se reunió y desde ahí hasta 2013 con la muerte del baterista Willy Cavada dieron algunos conciertos con los miembros originales. Sin embargo, y contra todo pronóstico en 2017, Aguaturbia publicó su tercer disco con música original, Fe, amor y libertad.


Mención honorífica

María Eugenia Rubio (México)

Leda Moreno (México)

Queta Garay (México)

Nina Galindo (México)

Las hermanas Norma y Rubi Valdez (México)


Entre muchas otras artistas del Rock

9 vistas0 comentarios

© 2020 ZECTOR51 . Creado por Caro Ramírez

Tel. Cabina 9995762063

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram