top of page

Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Foto del escritorZector 51

Las escuderías calientan motores de cara al Gran Premio de Mónaco


Red Bull será de nuevo el equipo a batir este fin de semana en Mónaco, sexta carrera de la temporada de Fórmula 1 y un escenario en el que deposita muchas esperanzas el doble campeón del mundo español, Fernando Alonso.


A sus 41 años, el veterano piloto español, que busca su primer triunfo con Aston Martin, nunca ha estado tan cerca de reabrir su contador de victorias, parado en 32 triunfos desde 2013.

"Tras cuatro podios, está claro que queremos más", lanzó a principios de mayo.


Aunque no tiene el monoplaza más rápido de la parrilla, este fin de semana, el Toro de Asturias querrá al menos mostrar la velocidad punta de su bólido y sus cualidades como piloto en las estrechas calles del Principado, pero sabe que los potentes Red Bull serán todavía difíciles de alcanzar.


En cinco pruebas, ninguna victoria se le ha escapado al equipo, colocando al ganador de los dos últimos Mundiales, el neerlandés Max Verstappen, tres veces en lo más alto del podio, mientras que su compañero Sergio Pérez ha sido primero en las otras dos.

Última señal del dominio aplastante de Red Bull: en Miami, Max Verstappen, que salió en novena posición, realizó una gran remontada para ganar el Gran Premio, delante de Pérez.


Antes de la sexta carrera de la temporada, el neerlandés cuenta con catorce puntos de ventaja en el campeonato sobre Checo, vencedor el año pasado en las calles monegascas. Alonso, el mejor de los otros, ocupa la tercera plaza, a 44 unidades del líder.


El Gran Premio de Mónaco, prueba histórica de la Fórmula 1, será la ocasión para varios equipos, como Mercedes, de probar nuevas mejoras inicialmente esperadas el fin de semana pasada en la prueba de Emilia-Romaña.


La sexta carrera del calendario, que debía ser la cita estrella de la temporada para la escudería Ferrari, en su circuito Enzo y Dino Ferrari, no pudo ser disputada debido a las inundaciones que afectaron a esa región del norte de Italia, pero ya sea en Imola o en Mónaco, Toto Wolff, patrón de Mercedes, actualmente tercera fuerza provisional de la parrilla, detrás de Red Bull y Aston Martin, no se hace ilusiones: esta nueva etapa en el desarrollo del W14 no será una solución milagro.


En Ferrari será también la hora de las mejoras para esperar unirse al vagón de cabeza. Distanciada a 146 puntos por Red Bull, pero a solo 18 de Mercedes, la Scuderia espera una feliz sorpresa con la primera victoria de su piloto monegasco Charles Leclerc, séptimo del Mundial, que corre en casa.


Hasta ahora, su circuito no le ha traído suerte, teniendo siempre que abandonar entre 2017 y 2021, por problemas técnicos o choques. Tras partir en pole position el año pasado en una carrera que parecía por fin ser para él, el piloto local de la prueba fue víctima de la estrategia fallida de la Scuderia, quedando al pie del podio.


Realizar un fin de semana irreprochable y sacar provecho de un eventual paso en falso de Red Bull es lo que sueñan Ferrari y el resto de escuderías para intentar dar un poco de emoción al campeonato.

416 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page