top of page

Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Foto del escritorZector 51

Esto es lo que sucede a tu cuerpo cuando recibe una descarga eléctrica


La descarga eléctrica es algo habitual que puede producir serias lesiones, inclusive imperceptibles en algunos casos. Aunque sean de forma accidental, puede producir lesiones por varios mecanismos, pero los más relevantes son tres.


Por lo tanto te invitamos a seguir leyendo para conocerlos y tener en cuenta cómo tu salud se encuentra en riesgo a partir de este tipo de accidente doméstico o laboral.

La primera de las lesiones es un efecto directo de esa descarga que puede causar una herida de entrada y de salida, de diferente magnitud según la potencia y el tiempo de contacto.


Siguiendo esta línea, profesionales sostienen que en el segundo mecanismo esa energía eléctrica se convierte en energía térmica generando quemaduras sobre todo en la piel e incluso en órganos internos. A este segundo lugar también se encuentran las quemaduras provocadas por llamas en caso de que la ropa se incendie. Mientras que en tercer lugar, la salud estará en riesgo debido a que puede producirse una contractura muscular de mayor o menor grado.


En consecuencia, algo que nos queda muy claro después de esto es que lo que determinará las lesiones es la potencia de la descarga eléctrica, es decir la cantidad de corriente que va a fluir a través del cuerpo. En consecuencia, expertos explican que se puede categorizar lesiones de alto voltaje, cuando el cuerpo ha recibido más de mil voltios, y de bajo voltaje, por debajo de mil voltios.


En este contexto, es menester saber que en las líneas eléctricas de alta tensión se superan los 100.000 voltios y que los rayos tienen más de diez millones de voltios. Mientras que un promedio de energía eléctrica en el hogar es de 220 voltios. Por lo tanto, dependiendo del grado de la descarga eléctrica encontraremos si los tejidos resistieron el impacto, cómo estará afectada el área y cuál es el estado de los órganos internos.


Por último, la salud estará en riesgo ante una descarga eléctrica cuando se producen lesiones conocidas como electrocución o paro cardiorrespiratorio debido al paso de la corriente a través de nuestro cuerpo.


Las electrocuciones con descargas por debajo de los 500 voltios normalmente provocan arritmias malignas que desembocan en la parada cardiorrespiratoria.


Y en el caso de los rayos, la parada cardiaca se produce por asistolia, el corazón se para súbitamente. En cualquiera de los casos, la reanimación cardiopulmonar debe ser prolongada.

130 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page