Estamos en 

Logopresidionegro (2).png

Periódico

  • Zector 51

Cantante R. Kelly es condenado a 30 años de cárcel por abusos y tráfico sexual


El cantante estadounidense R. Kelly fue condenado este miércoles en Nueva York a 30 años de cárcel por crimen organizado y abuso y tráfico sexual, 9 meses después de que fue declarado culpable en un proceso que se prolongó 6 semanas y en el que decenas de personas testificaron en su contra.


La estrella del R&B de la década de 1990, cuyo nombre completo es Robert Sylvester Kelly, y que ahora tiene 55 años, escuchó los testimonios de siete mujeres, muchos de ellos entre lágrimas, que volvieron a recordar frente al cantante el sufrimiento y las consecuencias de los abusos a los que las sometió, informaron medios locales.

Hay que recordar que en septiembre pasado, un jurado en Nueva York le declaró culpable de once cargos, entre ellos los antes mencionados.


De acuerdo con la fiscalía, sus actos eran insolentes, manipuladores, controladores y coercitivos. Además, el acusado nunca demostró ningún arrepentimiento ni respeto por la ley.


La defensa del cantante, en su momento, había pedido a la corte que la sentencia no superará los 17 años, situación que no se dio.


El fallo de este miércoles no pone fin a sus problemas con la justicia. A partir del 15 de agosto está previsto el inicio de otro juicio en un tribunal de Chicago, donde Kelly y dos colaboradores están acusados de manipular un juicio de 2008 por pornografía y ocultar años de abusos a menores.


El cantante también tiene cuentas pendientes con la justicia en otros dos estados; hay que señalar que esta es la primera vez que Kelly es condenado luego de varos años de rumores de abusos a mujeres y niñas.


Las víctima frente a frente a R. Kelly

Entre ellas estaba Lizzette Martínez, de 45 años, que aseguró en la sala que todavía seguía luchando contra sus problemas mentales.


También compareció otra mujer identificada con el pseudónimo Angela, que dijo a R. Kelly, quien no quiso tomar la palabra antes de que fuera pronunciada la sentencia, que había usado su fama y su poder para "engañar y entrenar a niños y niñas menores de edad para su propia gratificación sexual".


Pocas horas antes de la sesión de hoy, la juez federal que preside el juicio, Ann Donnely, denegó una última moción hecha por la defensa del acusado que solicitaba la absolución del ganador de varios premios Grammy o la repetición del juicio.


En su escrito, la magistrada resumió que "el acusado, una estrella de la música internacional, fue acusado de usar su fama y su organización para atraer a jóvenes a relaciones sexuales abusivas, una empresa de crimen organizado que, según el Gobierno, duró unos 25 años.


Durante la lectura de la sentencia, Donnely insistió en que la gente debe ser protegida de comportamientos como los de la antigua estrella del R&B.

228 visualizaciones0 comentarios