1/48
  • Zector 51

6 estrategias para que mantengas el equilibrio entre trabajo y tu vida personal


Lograr un balance entre ambos segmentos de la vida cotidiana redituará en una mejor canalización del tiempo y la energía destinada para cada actividad.


Si de por sí antes de la pandemia conseguir un equilibrio entre trabajo y vida personal era en ocasiones complicado, el confinamiento nos vino a poner contra la pared, gracias a que aquellas personas que laboran desde casa suelen ahora mezclar los horarios entre una faceta de la vida cotidiana y la otra.


En ambos casos el punto central ha sido el mismo, saber diferencias y delimitar los tiempos destinados a realizar ambas actividades en la rutina diaria es muy importante reconocerlo, identificarlo y aplicarlo para obtener un mejor desempeño en cualquier actividad que realicemos, de lo contrario podremos encontrarnos agobiados y cansados.


El home office puede tener muchas ventajas, pero lo que nadie podrá negar es que contribuye a mezclar en un mismo espacio todas las responsabilidades diarias que cada quien posee; desde el trabajo, el hogar, los hijos, la familia, y el tiempo de ocio. Si no se logra poner un límite entre cada una de estas actividades se podría caer en una crisis en la que las personas se vean agobiadas por no tener un espacio para sí mismas.


Por eso te presentamos seis estrategias eficaces que deberás aplicar para conseguir diferenciar cada una de tus actividades y también separarlas; darles su tiempo, espacio y energía suficientes para que puedas quedarte con un tiempo calidad que te permita realizar otras actividades recreativas y de ocio.


1. Imponte límites

Imponte límites, sobre todo con las distracciones tecnológicas que te impiden ver y apreciar lo que acontece en el momento, en tú entorno. No te desconectes de las personas con quienes estás por responder mensajes en el teléfono. Puedes desactivar tus notificaciones y darte el tiempo de disfrutar de tu espacio y tu tiempo cuando no estés trabajando. Elige un espacio de tu día para responder mensajes y procura que no te absorban todo el resto de tu día.


2. Mantén tu espacio propio

Meditar, hacer ejercicio, comer o descansar requiere de espacio específicos en donde puedas estar tú en tu momento, esto ayuda también a mantener tu energía enfocada, por lo que para conseguir este objetivo organiza tu día, esquematiza tus actividades y dale el tiempo y espacio necesario a cada una de ellas. De ser necesario sella o delimita, de acuerdo a tus condiciones, cada espacio que ocupas para realizar tus actividades.


3. Delegar responsabilidades

Con tu agenda personal organízate y prioriza tus actividades, destina a cada una de ellas el tiempo que consideres adecuado y reconoce la importancia que cada una de ellas tienen para ti. Recuerda que tus fortalezas contribuirán a que mantengas firme tu nivel de organización, esto contribuiría a tu bienestar personal y el de quienes te rodean o comparten contigo alguna de estas actividades.


4. La importancia de la comunicación

Procura pedir ayuda en aspectos en los que no puedas continuar solo, sé consciente que no todo está a tu alcance o que siempre requerirás el apoyo o el consejo de un tercero, date esa oportunidad de consultar y aprender a manejar tus tiempos. Con este respaldo tendrás más energía para continuar realizando tus actividades y superando los baches que se te presenten. No hay tiempo para la frustración, si está en tus manos, actúa y refuerza tu empoderamiento.


5. Define tus horarios

La organización definirá que tan productivo y disciplinado puedes llegar a ser y la constancia o frecuencia con la que conseguirás cumplir con tu agenda diaria, organízate y planea tus actividades. Además, respeta los tiempos destinados a ellas. No dudes en incluir tu tiempo de recreación o de ocio, porque eso contribuirá a que logres un balance y te sientas a gusto con lo que haces. Trata de comer bien, dormir y relajarte lo necesario y también deja descansar tu mente,.


6. Saca provecho a la tecnología

Aprovecha tu tiempo en actividades que te generen valor, si puedes aprovechar tu tiempo y ganar minutos al día gracias a la tecnología, aprovéchalo. Puedes realizar comprar o pagos por internet, y esto te permitirá disponer de un espacio más amplio para la actividad que desees. Desde leer, ver series, pasar tiempo con tus hijos, o salir y a ejercitarte, tomar cursos en línea o aprovechar ese tiempo para sacar los pendientes que has pospuesto durante largo tiempo.

7 vistas0 comentarios

Estamos en 

iktan tv logo.png
Logopresidionegro (2).png

Periódico y TV