• Zector 51

Estibalitz Ruiz lamenta cierre de teatros en España por coronavirus


La mexicana Estibalitz Ruiz regresó de España tras formar parte de la compañía teatral de Antonio Banderas del musical A Chorus Line.

Con la puesta, el actor inauguró en Málaga, su tierra natal, el Teatro del Soho Caixabank, actualmente cerrado para evitar la propagación del coronavirus.

La actriz, cantante y bailarina se encuentra en aislamiento voluntario en la Ciudad de México por la contingencia sanitaria ante el COVID-19.

Su experiencia al interpretar a Diana Morales por segunda ocasión en este musical, esta vez junto a Banderas, es inigualable para Estibalitz, quien vía telefónica con Excélsior platicó cómo vivió sus últimas funciones en gira por España de la producción de Banderas, detenidas ahora como medida preventiva ante el coronavirus.

Íbamos a terminar el 29 de marzo en Barcelona, pero nos cancelaron y el miércoles 11 de marzo fue la última función que dimos en esa ciudad. Todavía teníamos planes para continuar en Madrid, el 4 de abril, y estaba la posibilidad de que fuéramos a Estados Unidos, aunque para ese momento no estaba confirmado. Todo quedó en veremos.

Tuvimos una junta el 12 de marzo y fue cuando nos expusieron un audio de Antonio Banderas y nos explicaron que desgraciadamente la producción no puede decir en qué fecha regresar, no está en sus manos y se entiende, pues España está prácticamente cerrada por la contingencia.

Se vivió triste y fue muy abrupto. Todos teníamos una cara de tristeza, además de que la producción, al hacerse cargo de nosotros en esta gira, nos dijeron que nos debían regresar a nuestras casas. Eso fue más difícil, pues al día siguiente en España se declaró el Estado de Alarma, prácticamente no pudimos ni despedirnos, sacamos las cosas del teatro, que se iba a cerrar. Nos fuimos con un ‘ojalá que nos veamos pronto’”, expresó Ruiz.

La bailarina, quien interpretó a Cassie Ferguson en A Chorus Line en México en 2010, relató que la gente en las calles de España se veía preocupada antes del 14 de marzo.

El martes 10 se empieza a saber que hay muchos casos en España y que escala rápidamente, porque es verdad que de un día a otro se duplicaron los infectados, y hubo una especie de pánico. Recuerdo que fui a hacer mi súper tras una función y estaba desabastecido a las 15:00 horas. Fue sorprendente que de un día a otro, cuando se declaró el Estado de Alarma, la gente se metió a sus casas”, recordó la actriz, quien ha formado parte de musicales en México como Hoy no me puedo levantar (2006) y Bella y Bestia.

A principios de marzo, el musical A Chorus Line en su gira por España —tras su debut en Málaga y su paso durante 10 días por Bilbao— tuvo funciones normales, y con llenos, como desde su estreno en noviembre de 2019.

Cuando llegó la noticia a Barcelona de que en Madrid habían cerrado teatros, sí hubo una baja del público en el teatro por lo menos de 500 personas, de un teatro de mil 200”, dijo.

Aunque desconcertada por la situación mundial ante esta contingencia sanitaria, Estibalitz afirmó que su experiencia no sólo fue laboral, sino de vida.

Estoy en una compañía que amo, de seres muy talentosos y esto no es el fin, definitivamente. Yo confío plenamente en Antonio (Banderas) y en el Teatro del Soho de que esto va a regresar. Es una pausa, pero es por el bien de todos y la salud de la gente, que es lo primero que se busca e importa.

Me llevo una gran satisfacción. Sé que no hemos terminado. Eso entre nosotros lo hablábamos, es una pausa. Quiero pensar que hasta nos vino bien, porque es un musical muy cansado y creo que esta pausa hará que la compañía regrese con más fuerzas y más ganas. Esto todavía no acaba”, enfatizó Ruiz, quien es egresada del conservatorio universitario The American Musical and Dramatic Academy (AMDA), en Nueva York.

Estibalitz está en casa como medida preventiva y siguiendo las recomendaciones sanitarias como el distanciamiento social y el lavado continuo de manos.

Desde que empecé a escuchar que había entrado el coronavirus en España tomé mis precauciones, pues las viví en 2009 con la influenza A H1N1 en México. Cuando regresé, venía bastante nerviosa en el avión, porque sé que son focos de infección grandes. Recuerdo que el aeropuerto de Barcelona estaba muy callado, había mucha gente, pero sin barullo. Eso me llamó mucho la atención. Fueron 12 horas tensas para volver a mi casa.

Llegando a México me tomaron la temperatura y nos recomendaron aislamiento, sólo por ver si presentas los síntomas. No los he tenido y mi gente en España no ha presentado tampoco, así que espero no tenerlos. Mi mamá me recibió y no la abracé, y mis colegas y amigos me han escrito, pero les he pedido que se queden en casa y que tendremos tiempo para vernos”, dijo.

La actriz explicó que continúa en comunicación con la compañía que “tiene gran espíritu” y que incluso harán calentamientos en línea, por internet, entre ellos, para mantenerse ejercitados cual si dieran funciones.

Me queda claro que Antonio (Banderas) está luchando por este proyecto porque lo ama, no lo va a dejar morir y es lo que me mantiene con fe de que esto va a seguir. No sabemos de qué manera, quizá las plazas se tengan que cambiar y espero que retomemos Madrid porque estaríamos en un nuevo teatro, el Gran Teatro Bankia Príncipe Pío. Sé que Antonio hará que se retome lo que ya teníamos. Por lo tanto, hay que disfrutar a nuestra familia y valorar lo que tenemos y hemos estado haciendo con nuestra libertad”, concluyó.

DE LA OBRA

La trama de A Chorus Line gira en torno a un grupo de bailarines que se encuentran audicionando para formar parte del cuerpo de baile de un show en Broadway.

El personaje de Diana Morales, recreado por Estibalitz, es el de una puertorriqueña del Bronx, quien en su adolescencia asistió a clases de interpretación en el High School of Perfoming Arts, pero nunca conectó con el método de su profesor.

UN MENSAJE DE ESPERANZA DE ANTONIO BANDERAS

Antonio Banderas, productor, codirector y actor del musical, envió un mensaje de voz a su compañía de A Chorus Line, que después subió a sus redes sociales y que ha sido retransmitido por otros productores teatrales en el mundo como un discurso de esperanza para el teatro.

Desde “algún lugar, saliendo de Granada, en mi camino hacia Málaga desde Madrid”, Banderas publicó hace siete días el audio en el que reveló a sus actores que el proyecto había tenido negociaciones fructíferas para presentarse, en español, en Broadway. Sin embargo, tras la contingencia sanitaria, los planes están detenidos.

Tras muchas negociaciones y horas de trabajo, así como la firme voluntad, tanto de nuestros socios americanos como del equipo de dirección de Teatro del Soho para plantarnos en Nueva York e instalarnos en un teatro de Broadway por espacio de seis meses, haciendo historia, rompiendo moldes y cambiando el paradigma de una industria teatral que jamás ha otorgado un lugar a nada que no fuera representado en inglés, con el significado, la carga cultural, social y política que eso representa… Pero la vida nos tenía preparada una sorpresa.

Si piensan que fue la última representación de A Chorus Line y alguien cree que me voy a rendir y tirar la toalla, es que no me conoce realmente... Esta compañía no ha muerto ni va a morir pronto”, expresó Banderas en este mensaje.


1 vista

© 2020 ZECTOR51 . Creado por Caro Ramírez

Tel. Cabina 9995762063

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram